Conan, el bárbaro

Conan, el bárbaro

Conan, el bárbaro (***)

Conan, the barbarian. EEUU. 1982. (125 minutos). Dir.: John Milius. Int.: Arnold Schwarzenegger y James Earl Jones.

La superproducción de Dino De Laurentiis tuvo muchas imitaciones y ninguna superó a este modelo del género de aventuras épicas primitivas con héroes hercúleos y villanos que recurren a la magia negra además de a las espadas. El guión de John Milius y Oliver Stone sigue la odisea de Conan (Arnold Schwarzenegger en uno de sus mejores trabajos) para, con la ayuda de sus amigos Sobotai y Valeria, acabar con Thulsa Doom (el amenazador James Earl Jones, cuyo aspecto explotan los efectos especiales con tanta imaginación como perfeccionismo técnico), guerrero diabólico que mató a la familia de Conan siendo éste un niño. Aunque se trata de una historia casi infantil, adaptación del cómic de Robert E. Howard, el espectáculo fantástico y bárbaro es más apreciable por los adultos que pueden admirar los grandes decorados, efectos especiales y banda sonora. Milius logró su mejor película al poder dar rienda suelta a su imaginación épica en un mundo intemporal sin caer en la tentación fascistoide característica de su filmografía posterior (significativamente sólo haría otra película interesante, Adiós al rey, que sucedía durante la II Guerra Mundial pero en un escenario primitivo, la selva de Borneo, que el héroe trataba de preservar de la civilización).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *